Variadas

Bad Bunny y Marc Anthony ayudan a rehacer campos de béisbol en Puerto Rico

Los dos cantantes unirán esfuerzos para contribuir a la financiación, por medio de sus respectivas fundaciones, del programa Play Ball Again que tiene como objetivo reconstruir algunos de los campos dañados en la isla, como el Parque Las Acerolas Almirante Norte del municipio de Vega Baja, cuyo alcalde, Marcos Cruz, dijo este lunes a Efe que la ayuda “viene como anillo al dedo”.

Cruz, que recordó que Bad Bunny se crió en Vega Baja, señaló que le parece “muy loable” la iniciativa de los dos artistas.

El alcalde indicó que en el Parque Las Acerolas en el campo como tal se pueden llevar a cabo actividades deportivas aunque el huracán provocó que quedaran dañadas verjas, techos y otras partes de las instalaciones.

“Hacía mucha falta su recuperación”, destacó el alcalde, después de agradecer la iniciativa de los artistas.

Los daños en el campo de béisbol de este municipio de la costa norte de Puerto Rico son sólo una muestra de la devastación provocada por María, que esta iniciativa espera contrarrestar de forma que se beneficien más de 17.000 jóvenes de la inversión prevista.

El presidente de la Federación de Béisbol de Puerto Rico, José Quiles, dijo a Efe que la iniciativa de Marc Anthony y Bad Bunny pone de relieve que solo hay dos cosas que unen a los ciudadanos de isla, que son la música y el deporte.

“Es una gran iniciativa y hay que agradecerles que pongan su empeño para facilitar la práctica de un deporte que identifica a los puertorriqueños”, sostuvo Quiles.

Dijo además que es muy importante que los jóvenes de la isla cuenten con instalaciones para jugar al béisbol, ya que como subrayó “el deporte ayuda a crear mejores personas”.

El presidente de la Corporación de Apoyo a Iniciativas Locales (LISC, en inglés), Maurice Jones, cuya entidad creó Play Ball Again y está coordinando el desarrollo de los trabajos de recuperación en los campos, dijo que se esperan crear oportunidades para los jóvenes practicantes de deporte.

Marc Anthony, que apoya la iniciativa a través de su Fundación Maestro Cares, destacó que las actividades deportivas ayudarán a restaurar la normalidad después del desastre que supuso el huracán.

El artista nacido en Nueva York e hijo de puertorriqueños subrayó que el béisbol no es solo un juego, sino que ayuda a los jóvenes a mejorar sus vidas.

El proyecto fue posible gracias la unión de Maestro Cares con la Fundación Good Bunny y UNICEF USA para financiar los primeros 300.000 dólares, aunque LISC espera que se llegue a disponer de 1,5 millones de dólares para renovar de los campos de béisbol.

La iniciativa la completan Cubs Charities con la aportación de otros 100.000 dólares y la Compañía Kohler, que donará material para las instalaciones.

Algunos de los municipios puertorriqueños que se beneficiarán son el citado de Vega Baja, Carolina, Yabucoa, Yauco, Utuado, Loíza, Caguas y el sector de Castañer en Lares.

Benito Antonio Martínez, conocido artísticamente como Bad Bunny, recordó que en parques de béisbol como los dañados por el huracán María pasó muchas horas de su infancia y que significaron también el comienzo de grandes deportistas puertorriqueños como Roberto Clemente, Yadier Molina o Roberto Alomar, entre muchos otros.

La presidenta de UNICEF USA, Caryl Stern, indicó que esa organización entiende que el deporte es una herramienta que puede fortalecer una comunidad y unir a la gente, razón por la que la iniciativa de los dos cantantes ayudará a la juventud de la isla caribeña.

Stern agradeció además la ayuda prestada por LISC, Maestro Cares y la Fundación Good Bunny, que por medio de la iniciativa ayudan a las comunidades de Puerto Rico a contar con una opción de ocio y a iniciarse en una disciplina deportiva, un complemento fundamental en la vida de los jóvenes, según resaltó.

Dentro de las organizaciones que han unido esfuerzos LISC destaca, desde 1979, por haber invertido millones de dólares para financiar instalaciones recreativas y campos deportivos en comunidades marginadas de Estados Unidos.

La Fundación Maestro Cares, organización sin fines de lucro con sede en Chicago fundada en 2012, trabaja para mejorar la calidad de vida de los niños huérfanos y necesitados en América Latina y Estados Unidos.

Desde que lanzó su primer hogar para niños huérfanos en la República Dominicana en 2014, la fundación de Marc Anthony ha abierto hogares para jóvenes, centros comunitarios, escuelas, hogares de adopción provisional y lanzó un programa educativo en las ciudades peruanas de Lima y Cuzco.

La Fundación Good Bunny, por su parte, entre otros proyectos, lideró dos iniciativas que proporcionaron ayuda después del huracán María, que incluyeron la entrega de comidas y la reconstrucción completa de 10 hogares.

El paso del huracán María por Puerto Rico dejó daños por 100.000 millones de dólares y causó la muerte de cerca de 3.000 personas.

El ciclón destrozó las infraestructuras eléctricas y de telecomunicaciones, viviendas y todo tipo de instalaciones, incluidos los cientos de campos de béisbol repartidos por la geografía de la isla caribeña.

Foto: Fuente externa

FUENTE: https://noticiassin.com

Administrador

admin@enews360.com